En el estadio “Florencio Sola”, Unión perdió 3 a 1 ante Banfield. Los autores de los goles fueron Lucas Gamba, Darío Cvitanich, Nicolás Bertolo y Emanuel Cecchini. Mala actuación del elenco de Juan Pablo Pumpido. Lo único rescatable fueron los primeros 10 minutos, donde Unión ganaba 1 a 0 y llegó más de una vez para poder aumentar la diferencia. Mal las marcas, pases imprecisos. Una línea de defensiva que tuvo grandes errores en los 3 goles. No hay un orden, todo el equipo esta desordenado. A Lucas Gamba lo ves recuperando pelotas en el medio, los defensores luego de una pelota parada en el área no regresan. Se empiezan a ver los pelotazos a ningún lado, pases para atrás con el arquero. Y con respecto al tercer gol, no se llega a ver bien si es falta a Nereo Fernández, pero creo que antes de tirarse y pedir falta, hay que dejar la vida para que la pelota no entre. Cuanto antes hay que cambiar el chip y arrancar de cero. Con esta derrota, Unión queda con 23 unidades (6 victorias, 5 empates y 6 derrotas)

Fernández: "El apoyo de la gente fue clave"

Nereo Fernández es uno de los referentes de un Unión que ha cumplido con destacadas actuaciones en lo que va del 2016. El último objetivo del Tatengue en el semestre era pasar de ronda en la Copa Argentina y el arquero fue gran responsable para conseguir el objetivo ante Atlético Paraná: le contuvo un penal a Martín Galli en la definición desde los doce pasos y propició la clasificación de su equipo a una nueva instancia.

"El apoyo de la gente fue clave para que sacáramos el partido adelante en los penales. Tenerlos atrás del arco nos dio mucha fuerza para ganar y para creer que la clasificación era posible", destacó Fernández, quien adivinó la intención de Galli en el tercer disparo de Atlético Paraná. No había tenido grandes intervenciones en los 90 minutos, pero no falló cuando su equipo lo necesitaba. "Uno debe aparecer cuando lo requiere la situación", afirmó el ex Argentinos Juniors.

El arquero valoró el trabajo de Unión en el semestre y destacó lo hecho por un plantel que supo asentar al club en la Primera División: "No era fácil, pero lo logramos con trabajo y convencimiento. Pasar hoy era clave y lo logramos, aunque sufrimos más de lo esperado. Ahora hay que terminar el torneo, descansar y pensar en lo que viene". Y agregó que "queremos seguir por el mismo camino e ir por más. La Copa Argentina será un gran objetivo".

"Me encantaría cerrar mi etapa en Unión con un título. Y creo que la Copa Argentina puede darme la chance", cerró Fernández, surgido en el club. A los 37 años, vive una etapa de tranquilidad en el club que lo vio debutar en 2001, y que le permitió ascender a Primera en 2014. Para él, el torneo integrador es la posibilidad más próxima para regalarle una estrella a la institución.

COMPARTIR