Sandona: "Jugar como hincha te da un plus cuando entrás a la cancha"

Tiene 23 años y su vida ha sido y se ha desarrollado en Unión. Cuando era muy chiquito, apareció en la escuelita y a partir de allí fue forjando una carrera que supo, como la de todos, de buenos y malos momentos. Hoy, Agustín Sandona siente que esa enorme pertenencia que siempre demostró por Unión, está empezando a abrirle la puerta de sus sueños. Aquellos que acunó en todo el sentido de la palabra, porque prácticamente se crió y aprendió casi todo dentro mismo del club de sus amores. Es uno de los tantos que “juega por la camiseta”, como el hincha quiere, como al hincha le gusta.

—¿Afirmado, Chino?

—Recién estoy arrancando, tengo pocos partidos y siento que tengo mucho por aprender. En otros momentos también sentí que estaba preparado y lo hice bien en algunos partidos aislados, como contra Patronato u Olimpo. Desde hace algunos partidos soy titular y siento que soy el primer recambio. Está en mí aprovechar.

—Sos central pero jugaste más de marcador de punta, ¿qué cambia?

—Leo siempre me ponía de marcador central, pero siempre tuvo la variante de ponerme de marcador de punta. Cambia la forma de marcar, los delanteros te atacan de frente si estás en la punta y de espaldas si sos central, y de marcador de punta hay más actividad porque vas y venís. Personalmente, juego donde me ponga.

—¿Te sentís suplente?, ¿te afecta?

—No me afecta ni me tendría que afectar, porque si eso me pasa me bajoneo y no me puede pasar, porque hay otros jugadores que quieren estar en mi lugar y uno no puede darse el gusto de relajarse. Al contrario, hay que estar más preparado que nunca. Siempre tuve paciencia para esperar el momento porque sabía que iba a llegar.

—Toda la vida en Unión, ¿no?

—Desde los 4 años, porque vivo cerca del club y Kudelka fue el primero en llevarme a una pretemporada. Luego estuve con Sava y desde hace dos años estoy asentado con Leo en la primera. Es un gustito distinto y especial jugar como hincha y es un plus a la hora de entrar a la cancha.

—¿Qué es lo que tenés bien aprehendido y en qué debes superarte?

—Marcador de punta es una posición que conozco, pero me faltaría soltarme más a la hora de atacar, tener contacto con la pelota y triangular con Gamba, Rolle, Martínez o Riaño si voy más arriba. De lo defensivo no tengo mucho por reprocharme, porque es mi fuerte. De marcador central me tocó jugar con Olimpo y ustedes me pusieron de figura. Debería probar un par de partidos más.

—Jugaron bien ese día en Bahía Blanca...

—No podíamos perder porque luego venía el clásico y jugamos con Fleita en la zaga y nos propusimos quedar con el arco en cero. Es un poco lo que pasa ahora y lo estamos logrando.

—¿Juego aéreo?

—Es mi fuerte, pero defendiendo. Me faltaría un poco en el área de enfrente. Por ahí meto un golcito en algún momento... Tengo pocos partidos, voy a buscarla siempre, en las prácticas se me dio y espero que en algún partido oficial lo consiga. El gol de Mauricio Martínez el otro día no fue casualidad; Nacho le pega muy bien a la pelota y a Mauri le piden que vaya al primer palo. Es una jugada entrenada.

—¿Es un buen torneo el de Unión?

—En los primeros 8 partidos no fue bueno, pero el clásico fue una bisagra y nos dimos cuenta de que podíamos y merecíamos más puntos. Se nos escaparon algunos partidos, como el de Atlético de Rafaela. Es fundamental ganar estos dos partidos y darle importancia a la Copa Argentina también.

—¿Qué cambia en el paso de inferiores o reserva a Primera?

—El entorno, porque no es lo mismo jugar con la cancha llena que hacerlo con la cancha vacía. A la hora de jugar, cambia la jerarquía y las mañas de los jugadores rivales, por ejemplo, pero yo juego de la misma manera. Si de algo estoy seguro, es de que uno entra a la cancha a defender la alegría de media ciudad. Y eso lo he valorado siempre.

—¿Algún sueño, Chino?

—Triunfar en Unión y lograr que la gente me quiera mucho. Soy de la ciudad y eso es lo primero. Después, si tengo la posibilidad en el día de mañana de irme afuera, bienvenido sea. Pero ahora quiero jugar acá y triunfar, no pienso en otra cosa. Fuente: El Litoral

Con tecnología de Blogger.