En el estadio “15 de Abril”, Unión perdió 3 a 0 ante Independiente. Los autores de los goles fueron Emiliano Rigoni (x2) y Lucas Albertengo. Otra vergonzosa actuación de Unión en su casa. Un equipo que jugó solo 15 minutos de 90. No hay mas nada que aclarar, seguimos viendo lo mismo que hace 10 partidos atrás. Un equipo que no sabe a que juega, solo aprovecha algún rebote o pelota perdida. Basta de Mauro Cejas (jugador de 20 minutos), de Federico Anselmo (no cabecea ni salta). Sin dudas, hay que hacer una GRAN GRAN limpieza en este plantel para el próximo torneo. El juvenil Nicolás Andereggen sufrió una grave lesión y tuvo que ser retirado en camilla. Por lo que se pudo observar, es un problema en su rodilla. Rogamos que no sea rotura de ligamentos. Con esta derrota, Unión se queda con tan solo 32 puntos en la posición 22. En lo que va del torneo, solo se ganaron y empataron 8 partidos y se perdieron TRECE.

La continuidad de Santiago Zurbriggen

Una de las ideas que tiene el gobierno Tatengue es cerrar aquellos contratos de algunos de los jugadores que terminaron el torneo pasado con la camiseta de Unión y también ir a la par con diversas gestiones para sumar a rostros nuevos al plantel de Madelón. Por suerte, para los intereses santafesinos son dos casos que tienen que cerrar en cuanto a continuidad y son los ejemplos de Santiago Zurbriggen y del delantero Claudio Riaño.

Por ahora el más concreto en cuando a negociaciones encaradas es la del defensor que terminó siendo uno de los pilares en el sistema táctico defensivo de los últimos campeonatos.

Ovación accedió a la información que desde la Avenida López y Planes le habrían acercado al oriundo de San Jerónimo Norte un contrato con validez por tres años, más allá de lo que es la nueva propuesta económica para Zurbriggen.

Pero está claro que con el tiempo que le propusieron, hay que destacar que es un vínculo importante, aunque todo irá de la mano con las pretensiones numéricas que ofrecería la entidad y lo que tendría en mente la parte del jugador percibir.

Está claro que Zurbriggen hoy es un profesional que puede jugar en cualquier posición del fondo y sumado a lo que significa para el plantel y para el cuerpo técnico, es que sea una de las prioridades para cerrar su continuidad.

No existen muchos defensores que en la actualidad pueden desenvolverse en los cuatro puestos de la defensa, así que si no se acuerda el contrato con este profesional, habrá que buscar un nombre Nuevo. Sería justo también que el ofrecimiento sea acorde a lo que le viene dando desde las inferiores este profesional, remarcando que prácticamente hace ocho temporadas que viene vistiendo la camiseta roja y blanca y que, mediando a su esfuerzo constante, revirtió algunas situaciones que vivió hasta el punto de no ser tenido en cuenta en el comienzo de este proceso con Madelón en la “B” Nacional o hasta del mismo Facundo Sava en Primera División.

Mientras Zurbriggen sigue de vacaciones como el resto de la plantilla, también en Buenos Aires algunos rumores sostienen que el hombre que tiene contrato formal hasta el próximo 30 de junio, estaría en la carpeta de Huracán para la próxima temporada. Por ahora no deja de ser un rumor, aunque no es descabellado que haya ofertas por el rendimiento que logró el Valesano en el Rojiblanco.

Para confirmar la salida

Dos casos que se dan prácticamente por seguro que no seguirán en Unión son los del defensor Emir Faccioli y del delantero Julio César Rodríguez. Es por eso que tomando en cuenta que el rendimiento de ambos profesionales no convenció al técnico, son los dos puestos a cubrir para la próxima temporada, sin dejar de lado que lo primero a apuntar son nombres que vengan prácticamente a ser titulares en la plantilla.

Un dato para tener en cuenta y que podría facilitar la salida de ambos futbolistas es que los dos son representados por Cristian Bragarnik, empresario que también defiende los intereses del actual técnico Tatengue Leonardo Madelón.
Un dato para tener en cuenta y que podría facilitar la salida de ambos futbolistas es que los dos son representados por Cristian Bragarnik, empresario que también defiende los intereses del actual técnico Tatengue Leonardo Madelón.

Está claro que por ahora los movimientos en la Avenida López y Planes son pocos, y van de la mano porque por ahora solo se dieron sondeos y ninguna concreción. Fuente: Diario Uno

COMPARTIR