En el estadio “15 de Abril”, Unión perdió 3 a 0 ante Independiente. Los autores de los goles fueron Emiliano Rigoni (x2) y Lucas Albertengo. Otra vergonzosa actuación de Unión en su casa. Un equipo que jugó solo 15 minutos de 90. No hay mas nada que aclarar, seguimos viendo lo mismo que hace 10 partidos atrás. Un equipo que no sabe a que juega, solo aprovecha algún rebote o pelota perdida. Basta de Mauro Cejas (jugador de 20 minutos), de Federico Anselmo (no cabecea ni salta). Sin dudas, hay que hacer una GRAN GRAN limpieza en este plantel para el próximo torneo. El juvenil Nicolás Andereggen sufrió una grave lesión y tuvo que ser retirado en camilla. Por lo que se pudo observar, es un problema en su rodilla. Rogamos que no sea rotura de ligamentos. Con esta derrota, Unión se queda con tan solo 32 puntos en la posición 22. En lo que va del torneo, solo se ganaron y empataron 8 partidos y se perdieron TRECE.

Vuelve Emanuel Brítez en Mendoza ¿vuelve también el 4-4-2?

Con la segura vuelta del lateral derecho Ema Brítez, el Unión de Leonardo Carol Madelón aprovecha estas pocas horas antes de subirse al micro mucho más para descansar que para entrenar pensando en Godoy Cruz de Mendoza, rival al que enfrentará —después de perder el invicto de 14 fechas el domingo en Santa Fe— este mismo viernes a la noche desde las 21 en el imponente estadio Malvinas Argentinas. Además de Brítez, Madelón ofrecería la novedad del retorno al 4-4-2 desde el esqueleto táctico frente al “Tomba”.

Más allá de tenerlo “guardado” una fecha más a Nahuel Zárate y considerando la molestia física del experimentado Diego Villar, la idea del comando técnico pasaría por salir en Mendoza con un sistema de cuatro defensores para cuidar a Nereo, cuatro volantes y dos delanteros para intentar lastimar.

Los cinco jugadores del fondo son indiscutibles (Nereo Fernández bajo los caños; Ema Brítez en una punta y Bruno Pittíon en la otra; Rolando García Guerreño y Leo Sánchez en la cueva de marcadores centrales.

En la zona de volantes, en las inmediaciones del círculo central, el doble cinco también es intocable: Nelson “Chaco” Acevedo y Mauro Pittón. Y de mitad para arriba, nadie duda que Federico Anselmo y Lucas Gamba van a jugar.

Así las cosas, hay que develar la incógnita de los dos nombres restantes: si Gamba hace el carril, en los metros finales hay que pensar en Guido Vadalá, Danilo Carando o el chico Andereggen como “socios” de Federico Anselmo para arrancar con dos puntas en el ancho de la banda de ataque.

Ahora bien, si Gamba va de punta junto a Anselmo en la ofensiva, los dos lugares vacantes estarían en los carriles. Con cualquiera de las opciones (Gamba al carril o Gamba de punta), parece tener asegurada la titularidad el pibito Algozino.

Igualmente, quedaría por resolverse un lugar más dentro de los once y todos los misiles apuntan al carril izquierdo: ¿tendrá alguna chance el paraguayo?; ¿se puede imaginar un carrilero ofensivo como el zurdo Rolle?; ¿puede debutar el chico Bracamonte, algo así como Algozino —producto de inferiores— pero por la izquierda?. Todas las opciones son válidas.

Finalmente, aunque nunca se barajó en firme respecto a esta posibilidad, desde Mendoza desmintieron rápidamente la posbilidad de “neutrales” o directamente hinchas visitantes (en este caso de Unión) en el Malvinas Argentinas. Fuente: El Litoral

COMPARTIR