¿Cómo se impulsó el llamado a elecciones en AFA?

Pocos minutos habían pasado de la 1 de la tarde del jueves, pero uno de los tres grandes ganadores de la tarde, Daniel Ferreiro, ya encabezaba el almuerzo de la mesa de la B Nacional ordenando a la tropa en lo que fue el centro de operaciones de la última escena de la AFA.

Ese hotel ubicado enfrente del edificio de la calle Viamonte fue el albergue de los distintos grupos de dirigentes que repitieron el procedimiento: reunión previa ajustando detalles, para luego partir en malón rumbo a la Asamblea.

"Si no tienen plata vayan a jugar al amateur", gritó bromeando, alejado de los periodistas, uno de los directivos de las ligas regionales en la puerta del hotel a punto de emprender el breve camino para ingresar a la reunión que definió que el próximo 15 de febrero habrá elecciones en AFA, previa aprobación de la FIFA.

La tensa espera rumbo al cónclave que se celebró cercano a las seis de la tarde tuvo una imagen inesperada por el momento que se vive en la casa madre del fútbol argentino y en el seno de la Junta Interventora: el tesorero Pablo Toviggino, denunciante de sus compañeros en el comité provisorio, se fundió en un abrazo y compartió risas con sus denunciados Carolina Cristinziano y Javier Medín a metros de Viamonte 1366, puerta de ingreso del emblemático edificio. Las insalvables diferencias políticas parecieron quedar sólo puertas adentro de AFA.

Marcelo Achile, presidente de Defensores de Belgrano, comandó la Asamblea que tuvo 51 protagonistas y claros ganadores: Toviggino y Claudio Chiqui Tapia, los impulsores de la movida. Si bien el bullicio llegó cerca las siete de la tarde con la declaración de Tapia, la trama comenzó varios días antes con la convocatoria de sus pares dirigenciales y los medios. Salió a la perfección.

Más de una decena de cámaras de televisión de diversos canales, otros tantos cronistas de medios radiales y diferentes periodistas de otras plataformas se hicieron presentes para darle la difusión esperada por los convocantes. La Asamblea, tenían en claro los directivos, debía tener una repercusión apropiada para aumentar su caudal de validez.

Entre el medio centenar de presentes en la Asamblea –sobre 72 posibles– que decretó que desde el 15 de enero y hasta el 31 de ese mes deberán presentar los avales –al menos siete– los que quieran ser candidatos a mediados de febrero, hubo una ausencia resonante: los clubes de Primera. Sólo 7 de 30 estuvieron. Sobre el hecho, hubo varias lecturas.

Ante la prensa, Ferreiro fue salomónico y dijo entender el faltazo de los de Primera. Un periodista que gastó varias suelas caminando por los pasillos de la AFA fue un tanto más cruel. "Van a estar esperando con cuchillo y tenedor a los que desciendan", analizó mencionando como ejemplos a Atlético de Rafaela y Sarmiento, que están en zona de descenso y no avalaron el hecho con su presencia.

"Después de ver que éramos 51 asambleístas, están llamando todos los clubes de Primera que quieren apoyar", aseguró a Infobae uno de los dirigentes de mayor peso de la convocatoria.

"¿Fue tranquila la Asamblea?", consultó este medio a uno de los periodistas que fue testigo en el quinto piso. "Y sí, si son todos amigos", respondió. El correlato se dio con una votación breve pero contundente: elecciones el 15 de febrero en Ezeiza. Ahora la FIFA tendrá 72 horas hábiles para validar este suceso.

Recién había terminado la velada y las cámaras se obnubilaban con la conferencia improvisada de Ferreiro y Tapia informando lo ocurrido. Por detrás de ellos, en silencio y sin levantar sospechas, se retiró la secretaria Cristinziano. En exclusiva con Infobae, fue la única voz de los cuatro integrantes de la Junta Interventora en pronunciarse: "La FIFA nombró una comisión para confeccionar primero el Estatuto y luego llamar a elecciones. Si ellos lo quieren hacer al revés, que decida la FIFA".

Los panoramas que asoman en este contexto fluctúan desde una improbable desafiliación por desatender las directivas de FIFA, hasta la negociación con el ente mundial para celebrar las elecciones y en ese mismo miércoles de febrero aprobar el nuevo Estauto que llegará desde Suiza en los próximos días. Sin embargo, la realidad es que los alcances de lo ocurrido son un tanto desconocidos por el escenario inusual que convive en la AFA con una directiva impuesta. Hay tantas miradas como bocas.

Con tecnología de Blogger.