Leonardo Madelón piensa en un equipo para dar vuelta la historia

Unión entrena a puertas cerradas, sabiendo que el próximo sábado a las 17 (se cambió el horario inicial de las 16), recibirá a Rosario Central con la obligación de dar vuelta el 2-0 de la ida para continuar en la Copa Santa Fe. Si bien es cierto que se trata de partidos preparatorios, en la cabeza del entrenador Leonardo Madelón no está quedar en el camino del torneo y por eso analiza qué es lo mejor.

Se especula con que puede haber variantes, pero más que nada de mitad de cancha en adelante, porque actualmente no cuenta con más opciones. Llegó Guillermo Cosaro, pero como no está preparado para salir al campo de juego, se prevé que no tocará demasiado el fondo dejando a Emanuel Britez en la zaga, aunque podría hacer un enroque con Agustín Sandona.

Pero sin dudas que el déficit en el último juego fue la falta de generación de fútbol y, a la postre, de opciones de gol, donde apenas se recuerdan algunas que no llegan a ser contadas con una mano. Es así como una de las alternativas es cambiar el esquema y pasar a jugar con dos delanteros; es decir, adelantar a Lucas Gamba a su posición original, o quizás meter mano. Parece prematuro pensar en que tengan minutos Claudio Aquino o Diego Zabala, pero están trabajando casi a la par del resto. Lo que les estaría restando es solo ritmo.

Damián Arce jugó hasta acá todos los partidos, con lo cual no se movería de entre los titulares. En este juego de ir aportando variantes, dentro de la baraja se podría anotar a Lucas Algozino para moverse por la derecha o apostar la variante que implementó Madelón en el segundo tiempo, con Lucas Pruzzo cuidando el lateral izquierdo y que se adelante Bruno Pittón por el mismo lado. Puede tallar el ingreso de Juan Gabriel Rivas.

Se pueden tejer algunas aristas más, pero solo el conductor tatengue entiende el momento y lo que pueden darle los jugadores del plantel. Por lo pronto, Leonardo Madelón quiere armar la mejor estrategia para salir airoso de esta instancia de la Copa Santa Fe que, pese a estar abajo en el marcador, no está cerrada ni mucho menos y si realza el nivel colectivo, todo es posible. Fuente: Diario Uno

Con tecnología de Blogger.