Llegan más refuerzos pero falta el "9"

Hace tiempo que Unión venía buscando un lateral por izquierda y un par de delanteros. Tanto los jugadores que llegaron para incorporarse al club como los que renovaron contrato, sirvieron para cubrir necesidades en el arco, la defensa y el mediocampo, pero Unión se había quedado muy corto en el rubro delanteros, lo que más cuesta conseguir en todos los aspectos, tanto porque no hay mucho en el mercado y todos buscan reforzarse en ese puesto y, por ende, porque es lo que más cuesta en términos económicos.

Se aceleraron las gestiones y se abrocharon dos incorporaciones. Luciano Balbi llega a préstamo por un año, mientras que Franco Fragapane deja Arsenal y firma un contrato por dos años con Unión.

Balbi tiene 28 años y una carrera en la que alternó en Lanús (2010-2103); luego pasó a la Liga de Quito (Ecuador), en 2014; al año siguiente regresó a Argentina para jugar en Huracán (2015-2016), y el año pasado viajó a Europa para defender la casaca del Valladolid de España, hasta la finalización de la temporada. Fue campeón de la Sudamericana con Lanús y de la Supercopa Argentina con Huracán.

En el caso de Fragapane, este mendocino de 24 años hizo todas las inferiores en Boca, no tuvo muchas chances en el equipo principal y luego jugó en Elche y Celta de Vigo. Cuando regresó al país, su destino fue Arsenal y ahora tiene esta posibilidad de mostrarse en Unión. Su trayectoria indica que jugó 91 partidos y gritó 14 goles.

Queda más que claro que Unión no trae, con Fragapane, a esos “9” de área que pueden asegurar goles. Más bien se trata de un jugador que va por afuera y que juega de segundo delantero. “Juega de Gamba”, es la definición que brindan en Unión, por lo cuál quedaba en deuda la incorporación de un delantero que sea una alternativa para Soldano, titular con Madelón pero con poca competencia, más allá de que Andereggen tiene características parecidas, pero aún con poca experiencia y edad.

También surgió como alternativa, no confirmada todavía, la posibilidad de sumar a Ramiro Maldonado, un centrodelantero que viene de jugar en Gimnasia y Esgrima de Jujuy y que tuvo chances para emigrar al exterior pero no se le dieron. Por lo que pudo averiguar El Litoral, es un jugador que se había apuntado hace un tiempo en Unión, todavía con Pablo Marini como entrenador. Luego se enfrió la posibilidad y ahora resurgió la chance de que se lo sume al plantel.

Son nueve las caras nuevas que tiene el plantel de Madelón. A las incorporaciones de los defensores Damián Martínez, Jonathan Bottinelli y Yeimar Pastor Gómez Andrade, más los mediocampistas Damián Arce, Claudio Aquino, Julián Vitale y Diego Zabala, ahora se suman las de Luciano Balbi y Franco Fragapane. ¿Habrá alguno más?, seguro que sí. Al menos, habrá que esperar lo que ocurra con las inscripciones que se realicen en el día de hoy. Fuente: El Litoral

Con tecnología de Blogger.