¿Cuales son las posibilidades de Unión para la Copa Libertadores?

Si por algo se caracteriza la Copa Argentina es por los resultados sorpresivos, ya que muchos equipos que llegaban como amplios favoritos a un determinado choque quedaron eliminados ante rivales de categorías inferiores, por lo que resulta demasiado complicado predecir los duelos de las futuras etapas de la competencia.

Un ejemplo de esto es cuando Unión conoció el cuadro que asumiría en la actual edición del certamen. El panorama era harto complicado, ya que en 32avos de final debía enfrentar a Nueva Chicago, mientras que en el horizonte como potenciales rivales en cuanto a la potencialidad de los mismos aparecían Lanús (16vos) -le ganó por 2 a 1-, San Lorenzo (octavos), Racing (cuartos), River (semifinal) y Boca o Independiente (final).

Sin embargo, en su debut, con Eduardo Magnín como DT interino, el Tate recién se pudo sacar de encima a Nueva Chicago en la definición por penales, tras empatar sin abrir el marcador en los 90 minutos reglamentarios, mientras que en el primer partido de la tercera etapa de Leonardo Madelón como entrenador, el conjunto rojiblanco dio el golpe y superó pro 2-1 a Lanús, uno de los mejores equipos del continente (está instalado en los cuartos de final de la actual Libertadores).

Pero las buenas para el equipo de Madelón no terminó con su clasificación, ya que el panorama se abrió en cuanto a los rivales que quedaron en el camino, ya que San Lorenzo (potencial rival en octavos de final) y Racing (posible rival en cuartos de final quedaron fuera de carrera, tras caer sorpresivamente ante Morón y Olimpo, respectivamente. También quedó en el camino otro grande como Talleres de Córdoba, que perdió por penales en Santa Fe con Gimnasia de Mendoza, que ahora enfrentará al Aurinegro bahiense.

Sin dudas que enfrentar a Morón y tener la chance de jugar en cuartos de final ante Olimpo o Gimnasia de Mendoza es mucho más accesible para las posibilidades de Unión que hacerlo frente a San Lorenzo o Racing, por lo que si se da la lógica el Tate podría instalarse en semifinales. Si llega a dicha instancia y se dan un par de resultados, podría garantizar su participación en la Libertadores 2018.

¿Qué tiene que pasar? La Copa Argentina debe entregar sí o sí un cupo para el máximo certamen continental, por lo que en caso de llegar a semifinales y juega ante River, en caso de perder igual podría cumplir dicho cometido ya que el equipo de Marcelo Gallardo logró su cupo por el torneo 2016/2017. Mientras que por el otro lado deberían jugar la semifinal Boca (también logró su clasificación por haber sido campeón del último certamen de Primera) o Banfield (logró su pasaje en el pasado campeonato de Primera) ante Independiente. Sin embargo, para llegar a semifinales y clasificar directamente a pesar de una derrota ante el Millonario, el Rojo de Avellaneda debería coronarse antes campeón de la Sudamericana 2017, ya que de esa manera obtendría su cupo por el certamen internacional y no por la Copa Argentina.

Esa es la única variable que tiene el Tate para clasificarse a la Libertadores con el solo hecho de llegar a semifinales de la Copa Argentina, ya que los otros equipos que tendrían que hacerlo ya habrían obtenido su boleto por otras vías. De la misma manera lo podría lograr llegando a una hipotética final aunque no la gane. Aunque sin obtener la Copa debería enfrentar a Boca, Banfield o Independiente (el Rojo como se explicó antes debería ya haber obtenido su cupo a ganar la Sudamericana 2017). Fuente: Diario Uno

Con tecnología de Blogger.