Garantía de seguridad

Cada vez que termina un partido de Unión, uno de los puntos a rescatar es el trabajo de la defensa y allí se destacan por encima del resto tanto Yeimar Gómez Andrade como Jonathan Botinelli. Los dos marcadores centrales que llegaron como refuerzo para esta temporada, resultaron a todas luces un gran acierto por parte de Leonardo Madelón.

El entrenador rojiblanco pidió expresamente por Botinelli ya que estaba seguro que se iba a convertir en una pieza clave, por su experiencia y voz de mando. Por su parte lo del colombiano resultó una grata sorpresa dado que los antecedentes por allí no suponían que fuera a rendir en este nivel.
Lo cierto es que en estas nueves fechas, ambos futbolistas conformaron una dupla central granítica y por eso se aguarda con suma expectativa la recuperación de Gómez Andrade quien salió lesionado en el compromiso ante Chacarita por una molestia en el tobillo izquierdo.

Más allá del trabajo de los laterales Emanuel Britez, Damián Martínez y Bruno Pittón, está claro que todos hacen foco en los marcadores centrales y no es para menos ya que el nivel que evidenciaron está muy por encima de las expectativas previas.

Y eso se refleja en los números dado que Unión es junto a Boca los dos equipos que menos goles recibieron con apenas cuatro. En seis de los nueves partidos jugados el Tate mantuvo el arco invicto. Le convirtieron en el empate 1 a 1 ante Newell's desde los 12 pasos. En el triunfo ante Defensa y Justicia por 3 a 1 y por último en la caída ante Lanús por 2 a 1.

Por lo cual hace tres encuentros que mantiene el cero en el arco ( 2 a 0 a Godoy Cruz, 2 a 0 a Vélez y 0 a 0 con Chacarita Jrs). Por su parte, los otros cotejos en los que no le marcaron fueron en el triunfo 1 a 0 frente a Gimnasia de La Plata, el 0 a 0 ante Huracán y la victoria con Olimpo por 2 a 0. Fuente: Diario Uno

Con tecnología de Blogger.